Viaja gratis

Lo que debes saber de la cocina tailandesa

Asia

  

Viaje gratis para comer cocina tailandesa

Licencia de Creative Commons

No es necesario que seas afortunado en sorteos de premios para comer un plato típico de Tailandia pero seguro que estarías encantado de poder realizar un viaje gratis hasta ese país para saborear una de las cocinas más apreciadas en todo el mundo.

Si además de ser afortunado en sorteos de premios has tenido la suerte de poder saborear algunos de sus platos te habrás dado cuenta de que son comidas que mantienen un equilibrio con los sabores ácido, amargo, salado, dulce y picante, a la vez son muy especiadas, llevan hierbas frescas y utilizan bastante la salsa de pescado.

Da igual lo que pidas, la hora y el lugar, en Tailandia se come con arroz, ya sea un ingrediente del mismo plato o como acompañante. Para que te hagas una idea en tailandés cuando se habla de comer se dice kin Kao que significa comer arroz, aunque comas otras cosas. No en vano son el principal exportador de este cereal en todo el mundo, siendo la especie jazmín la más valorado, tanto por su sabor como por su aroma.
La cocina tailandesa, aparte de utilizar el arroz se basa en fideos en sopas en su mayoría picantes o fritos utilizando aceite de palmera, y en los currys, cocinados en woks,aunque puede variar según la zona donde te encuentres y según la población que visites pudiendo ser muy diferentes el centro a las zonas indígenas.

Así puedes, a grandes rasgos clasificar los principales platos tailandeses en entrantes, sopas, ensaladas, fideos y currys

 

Entrantes

Poh Piah, rollitos de primavera al estilo thai, y satay, pinchos de carne con salsa de cacahuete, son los más conocidos. El primero es masa rellena de distintos ingredientes, no picante y acompañado de una salsa agridulce. El segundo es un aperitivo de carne marinado con cúrcuma, leche de coco y otros ingredientes, acompañado de salsa de cacahuete.

Ensaladas

Si deseas comer una ensalada tailandesa las dos más conocidad son la nám Tok, algo diferente a lo que seguramente entiendes por ensalada, ya que lleva carne en el que se combina su sabor con plantas arómaticas y la som tam, original del nordeste de Tailandia, el ingrediente principal es la papaya no madura mezclada con verduras frescas, se come con arroz glutinoso y pollo a la parrilla. Los dos platos son picantes.

 

Curry

Los más típicos son el gaeng kiew man, carne con curry verde y leche de coco, plata en el que se mezclan el picante de la pasta de curry verde, el sabor de la leche de coco, el dulce del azúcar y el salado de la salsa de pescado, el panaeng muú, elaborado con curry rojo picante, carne o marisco, leche de coco y hojas de lima, y el Massaman , uno de los currys más famosos y se pude preparar con cualquier tipo de carne.

 

Sopa

Tom Kha Kai, sopa de pollo con leche de coco aromatizada con galanga, de la familia del jengibre, limoncillo y hojas de lima, además del pollo se le añade setas.
Tom yam, sopa picante gracias al uso de chili, ácido por la lima, salado por la salsa de pescado y con un punto dulce por el azúcar. Es un plato aromatizado con hierba limón, galanga y hojas de lima. Según lo pidas de gambas deberás añadir la palabra gung al final del tom yam, pero si lo pides de pollo la palabra a usar es Kai.

 

Fideos

Pad Thai o los fideos fritos tailandeses es un salteado de fideos de arroz mezclado con gambas, cerdo, pollo o ternera mezclados con salsa de pescado, salsa de tamarindo y azúcar de palma como ingredientes principales. Es básico que sepas que para comer este plato primero has de exprimir un trozo de lima por encima y añadirle cacahuete molido o picado, y si te gusta el picante ponerle polvo de chili.
Si puedes realizar un viaje gratis a Tailandia, no te preocupes por la comida, pues ahí es muy común la comida callejera y a precios muy económicos. Paraditas en plena acera, restaurantes enteros en plena calle, restaurantes económicos con la cocina en la calle y centros comerciales, verás que hay muchos, con comida callejera, y todos los platos por un euro más o menos.

Si te ha gustado este artículo, compártelo en Facebook



No me dejes como si estuviera hablando sola...
¿me dejas un comentario?

Comentarios

Entrada sin comentarios

Nuevo Comentario