Viaja gratis

Qué ver en Roma en tres días

Europa

  

Qué ver en Roma en tres días
Rate this post

La Ciudad Eterna necesita de nosotros mucho más que tres días para que nos empapemos bien de su historia, sus leyendas y su mitología. Sin embargo, la mayoría de los mortales no disponemos de unas vacaciones infinitas para poder alcanzar hasta el último rincón de la ciudad. Así que vamos a planear unas perfectas mini vacaciones de fin de semana en las que señalaremos qué ver en Roma en tres días.

Aquí en la oficina de SorteoPremios hemos entrado en un espíritu muy navideño y queremos compartir los sorteos y regalos que tenemos en nuestra web contigo. Los sorteos acaban el día 31 de Diciembre así que tal vez te da tiempo para ganar un regalo muy chulo para reyes. ¿O qué te parece un Iphone 6 o un viaje de 1500€? Y no te preocupes, es todo completamente gratis 🙂

Primer día en Roma

Lo ideal es dedicar nuestra primera jornada al Vaticano y al centro de la ciudad. Quitarnos ‘lo gordo’, por decirlo de alguna manera.  Hay que tomarse su tiempo en el Vaticano porque hay muchísimo que ver y, sólo para ver la Capilla Sixtina tendrás que recorrer los Museos Vaticanos. A las tres de la tarde cierra la capilla y, por si hubiera colas, es mejor que madruguemos un poco.  Si podemos evitar que nuestra visita esté antes o después de un día festivo, mejor, porque si es así podemos encontrarnos con una incómoda multitud de turistas.

Roma es una de las ciudades más preciosas de Europa, recorre la ciudad en tres días sin problema.

Qué ver en Roma en tres días

Al terminar tendremos tanta hambre que podríamos acabar con las existencias de espaguetis de toda Italia. Iremos hacia la Plaza Navona y, si encontramos por el camino algún lugar que nos llame la atención para comer aprovecharemos.  La Plaza Navona es una de las más famosas de toda Roda y reúne varias esculturas, edificios y fuentes de gran valor histórico y artístico.

Seguiremos con el Panteón de Agripa, un templo de planta circular que fue levantado entre el 118 y el 125 después de Cristo sobre las ruinas del que construyó Agripa en el 27 antes de Cristo.  A comienzos de la Edad Media se salvó de la destrucción  gracias a que fue donado al Papa, quien transformó el templo de culto pagano a uno cristiano.

Pondremos el broche de oro al día con la Fontana de Trevi.  Siempre es asombrosa, pero al caer la noche lo es aún más. Esta fuente es para mucho uno de los proyectos más ambiciosos y bellos del estilo barroco romano.

Segundo día en Roma

El segundo día lo invertiremos en destapar todos los secretos de la Antigua Roma. Comenzaremos en la Piazza Venezia, donde podremos visitar el Vittoriano gratuitamente de diez a cuatro de la tarde. Lo interesante de esto es que podemos subir al ascensor panorámico (que hay que pagar) y obtener una impresionante visita del Foro Romano y del Coliseo. Cuando vayamos a comprar la entrada al Foro Romano hay que fijarse en que también estamos adquiriendo la del Coliseo y el Palatino y, si podemos hacernos con ellas antes mejor. Evitaremos una nueva cola para comprar.

Si sientes que aún te queda más energía, por que seguramente estarás caminando mucho, aprovecha a hacer alguna actividad más de las que tenemos listados en la entrada de Consejos para Viajar a Roma.

 

que ver en roma en tres dias (3)

 

Esta visita nos llevará toda la mañana y para cuando salgamos nos ocurrirá como el día anterior… ¡Sólo pensaremos en comer! Para ello, lo mejor es desviarse un poco de la zona turística y comer mejor por un precio adecuado.

Por la tarde continuaremos con las catacumbas. Debemos darnos prisa porque a las cinco de la tarde cierran. Se trata de galerías subterráneas que se hicieron y utilizaron como lugar de enterramiento a lo largo de varios siglos. La ley romana prohibía enterrar a los muertos dentro de la ciudad y los cristianos no estaban cómodos con la incineración de sus difuntos. Debido a esto se crearon las catacumbas, de forma que los cristianos podían enterrar a sus muertos y utilizar los símbolos de sus creencias con total libertad. En el siglo V esto cambia y se entierra a los difuntos en la superficie, además existe  el miedo de que las invasiones bárbaras arrasen con las reliquias de los mártires, las iglesias acogen dichas pertenencias para protegerlas. Como consecuencia, las catacumbas empiezan a abandonarse hasta caer en el olvido hasta el siglo XIX.

Dependiendo de a cuáles catacumbas decidamos ir a ver, podremos seguir con nuestra visita por un lado u otro. Hay que aprovechar el poco tiempo del que disponemos. Si decides que quieres ver más monumentos preciosos, por que los hay, te dejamos el enlace a nuestro artículo sobre Qué Monumentos de Roma no te Puedes Perder.

Tercer día en Roma

Vamos a comenzar nuestro último día en la Bocca Della Veritá, que está junto al Palatino. Es una antigua máscara de mármol que está en el pórtico de la Iglesia de Santa María in Cosmedin. La figura data del siglo I y tiene un diámetro de 1,75 metros.  Y, realmente, poco más se sabe porque los arqueólogos e historiadores no han sabido o no han podido comprender cuál era la utilidad de este objeto en la vida antigua. Las leyendas cuentan que si uno mete la mano y es un mentiroso, la boca de la figura se cerrará en torno a su extremidad.

 

que ver en roma en tres dias (2)

 

Seguiremos nuestro camino hasta las Termas de Caracalla, lugar de esparcimiento y cuidado del cuerpo para el romano antiguo. Nos llevará un rato recorres las zonas más interesantes y disfrutaremos de los revestimientos y detalles que presidían el lugar.

Si apetece un rato más comercial, os recomendamos ir hacia la Plaza de España. Allí están la de sede de nuestra embajada, en el Palacio España, la célebre escalinata, la Fontana della Barcaccia y la iglesia de Trinitá del Monti.  Cuando hayamos terminado en la plaza, podemos encaminarnos hacia la Vía del Babuino y disfrutar de las compras en Roma.

Roma es sin duda una de nuestras ciudades preferidas. Tiene un ambiente y una atmósfera mágica que enamorará a cualquier alma-piedra. Para no hablar de la comida…creo que necesitaré unos tres días más solamente para recorrer todas las restaurantes que me gustarían visitar y todos los platos que me gustarían probar. Pero ya lo sabemos, es una ciudad que enamora y además, me sorprende cada vez que voy. Otra cosa que te deja con la boca abierta son estos 3 Curiosidades de Roma, ¡no te lo pierdas!



Explota los globos y gana!


No me dejes como si estuviera hablando sola...
¿me dejas un comentario?

Comentarios

Entrada sin comentarios

Nuevo Comentario